Tipos de Vitaminas

Longevitas Labs

- ¿Qué son las vitaminas?

Dicho de forma muy sencilla, las vitaminas son micronutrientes fundamentales para que determinados procesos fisiológicos que tienen lugar en el organismo se lleven a cabo de forma correcta. 

Están principalmente relacionadas con el funcionamiento de las células, el desarrollo y el crecimiento. 

La carencia o exceso de vitaminas puede provocar problemas de salud.

- ¿Cómo se clasifican las vitaminas?

Las vitaminas se clasifican en liposolubles e hidrosolubles. 

Las vitaminas hidrosolubles se disuelven fácilmente en elementos acuosos, por lo que pueden ser eliminada a través de la orina. En este grupo se encuentra la vitamina C y las vitaminas del grupo B. 

Las vitaminas liposolubles se disuelven en grasas y, al contrario que las anteriores, el organismo puede almacenarlas en los tejidos grasos, por lo que puede ser más frecuente un exceso de las mismas dado que su eliminación es más compleja. 

- Tipos de vitaminas.

  Vitamina A: La vitamina A está relacionada con la buena salud de la vista, los dientes, los huesos y la piel. Entre los alimentos ricos en vitamina A podríamos destacar la zanahoria, algunas variedades de lechuga, el mango, la leche, la calabaza o el melón.

  Vitamina E: La vitamina E es importante para la buena salud de la vista, la piel, la sangre y el cerebro. A través de la dieta se puede obtener en alimentos como las nueces, algunos aceites vegetales, el aguacate, las espinacas o el brócoli.

 Vitamina F: Cuando hablamos de vitamina F no nos referimos exactamente a una vitamina, sino a un conjunto de ácidos grasos esenciales entre los que se encuentran el Omega-3 y el Omega-6. Solo es posible obtener estos compuestos a través de la dieta o mediante la toma de complementos nutricionales. Son de gran importancia para la buena salud del cerebro y el corazón. 


Imagen de Odoo y bloque de texto

Omega 3 de Longevitas Labs

Ácidos grasos esenciales que ayudan a prevenir problemas cardiovasculares y a mantener la buena salud neuronal y cognitiva. Con vitamina D3.

Cada bote contiene 60 perlas. Se recomienda tomar dos perlas al día. 

MÁS INFORMACIÓN >

 Vitamina D: La vitamina D es fundamental para una correcta absorción del calcio, para la buena salud de los huesos y prevenir enfermedades como la osteoporosis y ayuda a fortalecer el sistema inmune. Las principales fuentes de vitamina D son la luz solar y algunos alimentos como el salmón, la caballa, el arenque, los huevos...

Actualmente la carencia en vitamina Dafecta a un amplio porcentaje de la población, por lo que cada vez resulta más frecuente recurrir a complementos nutricionales ricos en vitamina D para suplir esta carencia. 

Imagen de Odoo y bloque de texto

Vitamina D3 de Longevitas Labs. 

Vitamina D3 ayuda a mantener la buena salud de los huesos y de los músculos y contribuye al fortalecimiento del sistema inmune.

Cada bote contiene 100 cápsulas. Se recomienda tomar una cápsula al día, acompañada de comida. 

MÁS INFORMACIÓN >

 Vitamina B: es un grupo de vitaminas entre las que se encuentran la B1, B2, B3, B5, B6, B7, B9 y B12. Las vitaminas del grupo B son fundamentales para la producción de energía, reducir el cansancio y la fatiga y el normal funcionamiento del sistema nervioso. 

Entre los alimentos ricos en vitaminas del grupo B encontramos las carnes, los pescados, el hígado, los huevos, la levadura o los frutos secos. Los complementos nutricionales a base de vitaminas del grupo B pueden estar especialmente indicados para personas que siguen una dieta vegetariana o vegana.

Imagen de Odoo y bloque de texto

B Complex de Longevitas Labs. 

Multivitamínico a base de vitaminas del grupo B que ayuda a reducir el cansancio y la fatiga, a fortalecer el sistema inmune, a mejorar la salud de uñas, cabello y piel y al normal funcionamiento del sistema nervioso.

Cada bote contiene 60 cápsulas. Se recomienda tomar una cápsula al día. 

MÁS INFORMACIÓN >

 

 Vitamina C: Actúa principalmente como antioxidante, ayudando a las células a protegerse de la acción de los radicales libres para frenar la oxidación celular. También cumple una importante función en el crecimiento y ayudando a la regenración de los tejidos. 

A través de la alimentación podemos obtener vitamina C del pimiento rojo, el kiwi, el perejil, el brócoli o la fresa. 

Imagen de Odoo y bloque de texto

Fórmula Mamberry de Longevitas Labs. 

Fórmula antioxidante, reequilibrante y antiinflamatoria que ayuda a frenar la oxidación celular, a combatir los procesos inflamatorios internos y al fortalecimiento del sistema inmune. Con prebióticos y vitamina C. 

Producto en polvo. Cada bote contiene 30 dosis. 

MÁS INFORMACIÓN >

 Vitamina K: La vitamina K es importante para la coagulación de la sangre y la buena salud de los huesos y los tejidos. Entre los alimentos ricos en vitamina K encontramos la col, las espinacas, la acelga, el perejil, la coliflor o el repollo. 

Imagen de Odoo y bloque de texto

Vitamina K2 de Longevitas Labs. 

Vitamina K2 contribuye a fijar el calcio a los huesos y ayuda en la prevención de enfermedades de la estructura ósea como la osteoporosis o la osteopenia.

Cada bote contiene 90 cápsulas. Se recomienda tomar una cápsula al día. 

MÁS INFORMACIÓN >


En el caso  de las vitaminas, lo ideal sería obtener estos micronutrientes a través de la alimentación o la exposición a la luz solar.

La realidad es que debido a diferentes circunstancias como el ritmo de vida, la pobreza nutricional de algunos alimentos que consumimos en relación con dónde y cómo se han cultivado y otros factores, a veces resulta muy difícil alcanzar a través de la dieta los niveles necesarios de determinadas vitaminas. 

También sucede con algunos minerales, como por ejemplo el magnesio, que al igual que en el caso de la vitamina D, el estado deficitario alcanza a porcentajes amplísimos de la población, estando alrededor del 50% según algunos estudios y por encima de esa cifra según otros. 

Tomando los datos más moderados se puede decir que, en el caso de España, entre un 40 y un 60% de la población presenta un estado deficitario de algunas vitaminas o minerales. 

Una alimentación correcta y un estilo de vida saludable, unido a la toma de complementos nutricionales específicos cuando la situación así lo requiera, puede ser la forma más sencilla de equilibrar los niveles de vitaminas y minerales. 

Escriba un comentario

Usted debe ser registrado escribir un comentario.